Candy Bar Comunión 

Mostrando 1 - 1 de 1 producto

La comunión puede ser una celebración muy divertida, ya que te encuentras con familiares y amigos que hace mucho tiempo que puede que no veas o, simplemente te reúnes con los tuyos para celebrar algo importante. Además, ese día pueden suceder anécdotas divertidas, las cuales recordaréis toda la vida y las tendrás para comentar en alguna que otra reunión con tus seres queridos. Y todo esto, ¿qué mejor que añadirle un poco de dulzura a un día tan especial con un candy bar?

Por si no lo sabías, es aquella mesa repletas de chucherías y dulces en general que, muchas veces hemos visto en algunos eventos y, que siempre nos queríamos comer todo lo que había en ella.

¿Pues qué mejor momento que en el día de la comunión de tu hijo o de tu hija, para poner uno en condiciones y repleto de dulces que encanten tanto a los niños como a los mayores?

Cabe decir que se pueden hacer personalizados, es decir, existen candy bar de comunión para niño como de niña.

Este asunto es muy usado actualmente en muchos eventos importantes ya que tiene mucho éxito entre todos los invitados y gusta a todo el mundo. Así que presta atención a estos consejos que se te van a dar a continuación, para preparar una decoración candy bar para primera comunión en con éxito.

Una buena decoración es fundamental para el éxito del candy bar de primera comunión

Como en toda buena fiesta, la decoración es muy importante y en una comunión no va a ser menos. Piensa en poner en el candy bar comunión original un bonito mantel o salvamanteles para cubrir la mesa y que le dé un toque de elegancia y de color a la mesa. Y lo mismo pasa con el temas de los servilleteros, escógelos siempre acorde con los colores escogidos para el evento. En los platos con los dulces, queda muy bien que pongas etiquetas con el nombre de los dulces y, un poco por encima los ingredientes que llevan, esto va muy bien por si algún invitado es alérgico a algún alimento, que no haya ningún percance.

Para tener la mesa adecuada, has de pensar en todo lo que quieres poner de dulces y organizarte para que la mesa no sea ni muy grande para que no quede muy vacía y sosa y parezca que no te has esforzado a la hora de prepararlo, ni muy pequeña tampoco porque si no quedará muy llena y no cabrá todo lo que hayas comprado. Todo esto de comprar los dulces y de escoger la mesa, lo has de pensar teniendo en cuenta a los invitados que vendrán a la comunión.

La disposición de los elementos que vamos a utilizar y el lugar donde vamos a colocar todos los dulces, deben aportar originalidad y equilibrio tanto en tamaños como en colores.

El fondo de la mesa es muy importante, tanto como el candy bar para comunión en sí. No es lo mismo ponerlo en medio de un jardín, ya que por supuesto no necesitamos ningún tipo de fondo. Pero si lo presentamos en un espacio interior y de fondo tenemos una pared, es absolutamente necesario vestir también esa pared, ya que de lo contrario, nuestra mesa tendrá un aspecto muy pobre.

Así que, piensa en poner algún que otro elemento en la pared para que quede bonito y perfecto el candy bar de primera comunión. Eso sí, no hace falta que empieces a cubrir la pared con todo tipo de cosas ya que eso hará que se vea muy cargado el ambiente y no atraerá a los invitados a que se acerquen a coger dulces.

Ideas para candy bar para comunión de niño o niña con detalles de fútbol o de marinero para decorar el espacio

También debes de pensar en la temática y en los colores  que quieres que tenga la mesa. Yo te recomendaría que los colores no fueran muy llamativos ya que te pasaría lo mismo que te he mencionado anteriormente, que quedaría muy cargado y eso no atraería a los invitados. Lo más preferible es que a la hora de escoger los colores para el candy bar para comunión de niña y niño, te decantes por los tonos pastel ya que siempre son un acierto y no son muy pesados a la vista.

Debes de tener muy claro en el tipo de dulces y de chuches que quieres que haya en el candy bar de comunión original, ya que has de pensar en los dulces que más van a gustar a los invitados, a los niños sobretodo.

También podrías tener en cuenta en que haya productos más sanos, más allá de las típicas chucherías, así que podrías pensar en hacer o encargar algún postre casero. Aquí damos algunos ejemplos de postres que podrías pensar para que haya: algún bizcocho casero, cupcakes, brochetas de frutas,…  son postres típicos pero que gustan a casi todo el mundo, lo único que tendrías que pensar en que puede que haya algún invitado alérgico al gluten o parecido, así que, podrías barajar la idea de poner estos postres pero que llevasen lo mínimo posible de estos alimentos ya que es muy frecuente que alguien sea alérgico a alguno de estos productos.

Lo bueno es que no es necesario tener un amplio lugar para ponerlo ya que te puedes adaptar según si vas a invitar a poca o a mucha gente o si el espacio donde va a tener lugar la comunión va a ser  muy amplio o va ser más bien pequeño ya que no vais a invitar a mucha gente.

Por último, sería bonito poner como ideas de candy bar de comunión algún artículo a modo de regalo que se le va a hacer a los invitados con la típica tarjeta con la fecha del día que se hizo la comunión y el nombre del niño o niña que la hizo. Puedes barajar las ideas típicas como algunas chuches dentro de una bolsita y la tarjeta, alguna caja con algún detalle dentro,…

En definitiva, un candy bar de comunión barato siempre va a ser una muy buena opción para ponerlo en una comunión ya que, va a darle un toque muy especial a ese evento tan especial y va a gustar a todo el mundo.

Por eso no esperes mas y decídete por comprar todos los accesorios para que la celebración sea todo un éxito a un precio barato en nuestra tienda online.